ARDEOLA Acceso de usuario            English

Ecología de cría de mitos comunes Aegithalos caudatus en el noroeste de España: fenología, selección del sitio-nido, éxito de los nidos y comportamiento de ayuda

Ángel HERNÁNDEZ

Correo: ahernan@agro.uva.es

Artículo completo

Publicado:
Volumen 57(2), diciembre 2010. Páginas 267-284
Idioma:
Inglés
Título Original
Breeding ecology of long-tailed tits Aegithalos caudatus in Northwestern Spain: phenology, nest-site selection, nest success and helping behaviour
Palabras Clave:
Aegithalos caudatus, cría cooperativa, emplazamiento del nido, éxito reproductivo, fenología de cría y mito común.
Resumen:
  Se estudió la densidad de población, fenología, selección de sitio-nido, éxito de los nidos y comportamiento de ayuda de mitos comunes Aegithalos caudatus reproductores en el noroeste de España durante 2002-2007. El trabajo de campo se realizó en un área de 500 ha entre Palacio y Pedrún (42º 43’ 26’’ 42º 46’ 15’’ S-N, 5º 29’ 58’’ 5º 30’ 55’’ E-O, 900-1.000 m s.n.m.), en el valle del río Torío, provincia de León. La densidad de población se estimó mediante transectos lineales y mapeo de parejas. Los registros de parejas transportando material de nido en el pico, construyendo un nido y acarreando ceba en el pico se distribuyeron en intervalos de 10 días. La selección del sitio-nido se estimó mediante el índice de Jacobs. Para determinar el éxito de los nidos sólo se consideraron los encontrados en una etapa temprana de construcción. Para establecer las tasas de aprovisionamiento, cada nido con pollos se observó durante un mínimo de 3 h. El número de ayudantes en cada nido cada día se dedujo del número máximo de adultos distintos cebando a los pollos al mismo tiempo, restando los dos individuos que formaban la pareja. La densidad de población fue c. 6-10 aves/10 ha. La disgregación de los bandos de invierno y la formación de parejas sucedió habitualmente desde el comienzo de febrero, la construcción de nidos entre el 11 de marzo y el 10 de abril, la puesta e incubación entre el 11 y el 30 de abril, y la presencia de pollos en mayo. Probablemente pocas parejas volvieron a nidificar después de fracasar. Los hábitats más comunes en los alrededores de los nidos fueron setos y robledales. Dos tercios de los nidos fueron emplazados en arbustos y el resto en árboles. Las zarzas del género Rubus fueron muy preferidas como soporte de los nidos. El éxito de los nidos fue muy bajo (c. 18%) y el fracaso ocurrió principalmente antes de la eclosión debido a depredación. No se detectó comportamiento de ayuda hasta que los nidos contenían pollos. La cría cooperativa se verificó en el 60% de los nidos, y ocurrió en todos los hábitats y estratos de vegetación. El número final de ayudantes por nido fue entre uno y cuatro, habitualmente uno o dos. Sólo se registraron valores por encima de 40 visitas al nido en una hora cuando había al menos un ayudante, y por encima de 50 visitas con dos o más ayudantes. En conclusión, (i) en el área de estudio se encontraron condiciones óptimas de hábitat para el mito común; (ii) varias características de la ecología de cría coincidieron con las ampliamente descritas en hábitats similares en el Reino Unido; (iii) probablemente se dieron los mismos factores determinantes para el comportamiento de ayuda en ambos lugares, con gran importancia del bajo éxito reproductor. La organización social y el sistema de cría de esta especie necesitan ser investigados en más áreas de su amplio rango de distribución.
Volver 
                     
                     

© SEO/BirdLife, 2017. Contacto y Política de uso.