Características del nido y desempeño reproductor del carbonero común Parus major

Doi: http://dx.doi.org/10.13157/arla.58.1.2011.125

Autores: Elena ÁLVAREZ y Emilio BARBA

E-mail: Elena.Alvarez@uv.es

Publicado: Volumen 58 (1), Junio 2011. Páginas 125-136.

Idioma: Inglés

Título Original: Nest characteristics and breeding performance in great tits Parus major

Palabras Clave: características parentales, éxito reproductor, Parus major, respuesta inmune y tamaño del nido

Resumen:

Para las aves, construir un nido implica una serie de costes, pero otorga importantes beneficios, ya que la calidad del nido está a menudo relacionada positivamente con el desempeño reproductor. Nuestro principal objetivo ha sido estudiar las relaciones entre las características del nido y los parámetros reproductores, y la posible variación interanual en estas relaciones. Utilizamos al carbonero común Parus major como especie modelo, y estudiamos una población que cría en cajas nido en plantaciones de naranjos en el este de España. Incluimos en este estudio sólo primeras puestas de dos años consecutivos. Visitamos los nidos con la frecuencia necesaria para determinar los parámetros reproductores básicos.  Medimos y pesamos todos los nidos durante el periodo de incubación, tomamos las características biométricas de padres y pollos (longitud del tarso, peso y condición, y la longitud alar sólo en los padres), y medimos la respuesta inmune de los pollos (prueba de la fitohemaglutinina). Utilizamos análisis de componentes principales para reducir el número de variables del nido a tres componentes relevantes. En conjunto, 2007 parece que fue un año más favorable que 2006 (mayor tamaño de puesta y pollos producidos en mejor condición). La fecha de puesta fue más temprana en nidos con mayor diámetro de copa, el éxito de eclosión aumentó al aumentar la profundidad relativa del nido en 2007, y el éxito de vuelo aumentó con el tamaño global del nido en 2007. La única relación significativa entre las características de los padres y las del nido fue que las hembras de un año construyeron nidos relativamente más profundos que las de más edad. Las hembras de tarso más largo y en peor condición comenzaron antes la puesta. El éxito de vuelo aumentó al disminuir el tarso de los machos, y la condición de los pollos fue mejor en nidos atendidos por machos mayores de un año. En general, las características del nido estuvieron positivamente relacionadas con el éxito reproductor, aunque las relaciones específicas entre los distintos componentes varió entre años. Estas relaciones fueron más evidentes en un año “bueno” que en uno “malo” en términos de disponibilidad de recursos.

Introduce tu email y tu clave para acceder a los contenidos de los suscriptores de la revista. Si no estás suscrito haz click aquí





Utilizamos cookies propias y de terceros para el correcto funcionamiento del sitio Web, realizar métricas analíticas, mostrar contenido multimedia y publicidad e interactuar con redes sociales. Más información en nuestra Política de Cookies.
Aceptar Salir